OPL renueva su flota con SCANIA y vehículos GNV

OPL es una de las empresas más importantes de logística en el país que, gracias a su robustez y respaldo, se constituye como una solución de transporte única. Pensando en sus clientes, en el medio ambiente y en el negocio, adquirieron 22 unidades SCANIA con motor dedicado a gas, flota que comenzó a operar en el mes de noviembre.

Anualmente OPL moviliza en promedio 5 millones de toneladas de carga, entre líquida y refrigerada, cifra que representa alrededor de $400 mil millones en tarifas de servicios logísticos. Con 15 años de historia, esta empresa colombiana se ha especializado en el movimiento de todo tipo de carga seca, como carga refrigerada y transporte de líquidos, principalmente blancos (combustible, ACPM, alcohol). Diariamente, a través de 60 locaciones a nivel nacional, movilizan entre 500 y 700 camiones por las carreteras. Sin duda, sus volúmenes, como experiencia, los configuran como líderes del sector y, por su visión, se convierten en pioneros en el uso de nuevas tecnologías.

Desde hace tres años OPL viene desarrollando un plan de modernización de flota que involucra el uso de tecnologías limpias, caso del Gas Natural Vehicular. Con un enfoque fijo en generar impactos positivos en el medio ambiente, como en potenciar los rendimientos de su operación, OPL pasó por una serie de pruebas controladas que los hicieron decantarse por la tecnología a gas. Con un proceso de investigación exhaustivo y un recorrido de aprendizaje valioso llegan a SCANIA adquiriendo 22 unidades G410A 6×4.

“El portafolio SCANIA es referencia en la industria por su tecnología, si se pudiera hacer una analogía, son los “Rolls Royce” de los camiones. En OPL estamos decididos a cambiar nuestro parque diésel por GNV y en ese sentido optamos por una marca de las características de SCANIA. Además de su tecnología y reconocimiento, en Colombia tienen una excelente representación de marca. La flota puesta en Transmilenio, como su nivel de disponibilidad de repuestos y servicio posventa, son muestra de ello”, comenta Edgardo Espinosa, Gerente de Logística Terrestre en OPL.

Los camiones adquiridos por OPL son unas verdaderas máquinas. Con motores dedicados a gas Euro VI, de 410Hp, 13L y 13000cc, estos equipos se convierten en poderosos aliados para la operación de la compañía. “Los motores estequiométricos de estas unidades regulan la entrada de aire para tener la misma relación de aire y combustible, lo que le permite tener el mismo desempeño que un camión diésel, hasta en altitudes de más de 3.000msnm”, comenta John Montoya, Responsable de Ventas de Camiones en SCANIA.

Los SCANIA G410A de OPL vienen además equipados con una caja automatizada de 14 marchas hacia adelante, 2 reversas, suspensión trasera neumática y una de las cabinas con mejor visibilidad del mercado. Asimismo, los motores Scania son flexibles con la calidad de gas, siendo capaces de utilizar GNV, como también Biogás, sin tener que hacer ninguna modificación.

SCANIA GNV: Poder, rendimiento e impactos positivos en el medio ambiente

Toda empresa de transporte busca un balance óptimo en su flota que equilibre múltiples variantes, entre ellas rendimiento, robustez y desde hace unos años, el impacto medioambiental de los vehículos. Bajo esa mirada, OPL encontró en SCANIA una solución sobresaliente.

“En OPL realizamos rutas exigentes, como La Línea, necesitamos vehículos que rindan. Los camiones SCANIA son potentes, tienen una autonomía de más de 500km, con una tecnología de punta como su servicio satelital a bordo que entrega información valiosa que ayuda a optimizar rendimientos. Adicionalmente, con estos equipos esperamos disminuir 35% de impacto de CO2 y 98% de material particulado, en comparación con un camión diésel”, señala Edgardo Espinosa, de OPL.

Los impactos medio ambientales son, sin duda, un valor agregado de SCANIA y la tecnología a gas, valor que se refleja en el interés de generadores de carga. “Existen muchas compañías que por direccionamiento estratégico están velando por tener aportes positivos en el medio ambiente y este tipo de unidades, generan reacciones muy positivas en ellos. Estas unidades aportan a la disminución de huella de carbono y a su vez, generan beneficios adicionales: son unidades sin restricciones medio ambientales, otro punto a favor para ellos”, señala Espinosa.

Costo-beneficio de las unidades SCANIA

El transporte es un negocio de administración, proyección y análisis económico. Todas las variables importan, por lo que el ahorro se convierte en un elemento vital de cualquier operación. En OPL, siendo expertos en transporte, tienen clara la visión de negocio.

“Nosotros no compramos camiones para perder dinero, lo hacemos para ser rentables. Las unidades SCANIA gozan de exención de IVA. Además, hay beneficios en declaración de renta al año siguiente de compra. Por otro lado, hemos contado con la colaboración de compañías de gas. Todo esto se suma a la eficiencia de los equipos, que está entre un 25% y 30% frente al diésel. En OPL nos hemos vuelto obsesivos con el medio ambiente, pero no se hace nada si la empresa no es sostenible”, indica el Gerente de Logística Terrestre en OPL.   

El mensaje de OPL es claro, su inversión proviene de una visión que atraviesa de inicio a fin el negocio de transporte. Su objetivo es reemplazar la tecnología diésel y encaminan todos sus esfuerzos para hacerlo, a pesar de los obstáculos, como la misma pandemia.

“La inversión en camiones a gas debería generar un impacto en cascada en el mercado, llevando a otras empresas de transporte a migrar hacia ellos, de esa manera los avances serían mayores tanto en rentabilidad, como en beneficios medioambientales, es una responsabilidad que Tenemos al ser parte del sector transporte. Actualmente contamos con la tecnología de marcas como SCANIA y el respaldo de las compañías de gas, lo que genera confianza en el aprovisionamiento del combustible”, finaliza Edgardo Espinosa, Gerente de Logística Terrestre en OPL.

La renovación de OPL es un logro no solamente para la compañía sino también para el país. Cada día que pasa el sector es más consciente de las capacidades y aportes del gas y se desmitifica por completo la idea de que su uso no era posible en Colombia.  “Extendemos a OPL un gran reconocimiento por su iniciativa de creer en tecnologías realmente limpias. Sabemos que han realizado esta inversión pensando en su operación, como en el impacto al medio ambiente. Si todas las compañías tuvieran estas iniciativas contaríamos con un transporte sustentable, nuestro objetivo principal”, concluye John Montoya de SCANIA.

Artículos Relacionados