Transporte Valiente

Han sido días en los que los desafíos han estado presentes para todos, desde la vida diaria en familia, hasta buscar como mantenemos de una u otra manera nuestra actividad de empresa.
Es un reto que de una u otra manera nos afecta y nos toca, nadie se ha escapado, ni ha podido decir que no le tocó, esta fue una lotería que todos nos ganamos de una u otra forma, sin comprarla.
En medio de todo lo que ha ocurrido y sigue pasando, el sector transportador de cierta manera, fue uno de los que pudo sacar cabeza. Cuando muchas empresas han tenido que soportar la situación con un cierre total, los transportadores de ciertos productos pudieron mantener en parte la actividad y esto fue un alivio ante la catástrofe que hubiera podido venir para la industria. Ese hecho llevó a cientos de empresas a  buscar cómo operar, desde los proveedores de partes y repuestos, servicios, concesionarios, hasta quienes en carretera dan asistencia y facilitan la vida de los conductores, como estaciones de servicio, hoteles, restaurantes, talleres, etc. Ha sido un reto real, para miles trabajar en casa, pero pensando en vías, cargues y descargues, para otros mirando como cumplir a los clientes con lo básico de repuestos y partes para que los camiones no paren y puedan llegar a su destino con los elementos mínimos vitales para que el país pueda seguir adelante en la vía de reconstrucción y recuperación que ahora necesita.
El sector transportador tiene cifras negativas, como casi todos los sectores del país tras esta situación, pero si miramos en detalle, son mucho menos malos que la mayoría. En el momento más terrible, le dijo a los 50 millones de colombianos que estaba presente y en primera línea de batalla para ayudar y hacer frente, poniendo todo lo necesario para que Colombia no se hundiera y pudiera seguir respirando. Fue uno de los sectores más valientes y lo seguirá siendo.
Es una época de desafío para todos y el sector transportador demuestra que tiene líderes capaces de soportar esta batalla, que tiene guerreros en las vías dispuestos a sobrellevar la compleja carga que ahora tiene Colombia y el mundo. Los transportadores han vivido y soportado muchas crisis, ahora afrontarán otra de la que saldrán sin duda con su tenacidad y su experiencia. Es un momento para los verdaderos valientes, para quienes a través de los años pudieron soportar, aguantar y hacerse grandes ante las dificultades y de esos hay muchos en ésta industria. Nuestro reconocimiento a todas las personas y a todas las empresas que le pusieron, le ponen y le pondrán el pecho al gran reto que, vive nuestra industria y nuestro país.

Artículos Relacionados